Cookie MonsterEsta web utiliza cookies. Si sigues navegando, entendemos que aceptas las condiciones de uso.

Do you speak english?

¿If you prefer, you can visit the Literautas site in english?

Apuntes, tutoriales, ejercicios, reflexiones y recursos sobre escritura o el arte de contar historias

<< Volver a la lista de textos

LA MALDICIÓN - por PEPE ILLARGUIA

Web: http://vientobarrofuego.blogspot.com

Cien rayos resuenan y sacuden las negras nubes, incendiando de azufre el aire.
En la bóveda de la cueva, sobrevuela una pareja de murciélagos.
-¡Por las barbas de Zeus, y el velo de Isis venerada! -ruge la bruja Aleksia-, ¿No sabes cómo se prepara un mejunje?, ¡Zorra miserable!
La niña mira horrorizada a la nueva concubina de su padre, y ve esconderse en su madriguera un animalillo que escapa de la furia de los malvados ojos de la dama negra.
-Saparujo, ¿Adónde ha huido el bicho?, ¡Dímelo pequeña salvaje!
-No lo sé, señora.
-Quiero su corazón, bueno para secar las verrugas, y sus ancas y sus ojos, para mezclar con muérdago y eléboro…
La bruja se saca de la manga una daga, aparece un pajarillo en la palma de la huesuda mano, y en un suspiro, ¡zas!, quiebra el cuello del animal.
-… ¿Qué ocurre? -repara en el surco que deja una lágrima en la mejilla de la pequeña-, superarás la repugnancia, con valor y con los años, ya aprenderás, ja ja ja -su risa hueca sacude la inmensa cueva.
-Vamos, aviva ese fuego -escarba en los bolsillos de sus faldones y reanuda el conjuro-. Sesos de gorrión…, colmillo de jabalina preñada en noche de Luna llena…, raíz de
mandrágora…, y para finalizar, ven hacia acá, boba, que no duele…
La agarra con una de sus zarpas, marca una ligera incisión en la muñeca, y dos perlas de sangre caen en la mezcla de sopa.
-Sangre de novicia, y un mechón de cabello dorado…
-¡No -alza su cara desafiando con la mirada a la vieja-, porque no eres mi madre, y yo soy la hija de un rey!
-Ven aquí, pequeña, en la próxima Luna Llena serás la nueva aprendiz de sibila, y cuando el novio, engalanado como un dios, pase por el umbral, lo acogerás en el lecho perfumado de angélicas y rosas…
Empuña un cucharón y del gran caldero escancia en una copa dorada el líquido hirviendo.
-… Con un sorbo podrás ver lo que va a ocurrir, con dos caerá rendido cualquier mancebo, y con…
-¡No, no lo quiero!
De un empujón derriba a la vieja. La vasija se rompe en mil pedazos, se llena el suelo de un grumo verdoso, y las paredes se impregnan de un ponzoñoso aroma.
Aleksia, dolorida en su orgullo, ardiendo de rabia asesina, con los cabellos reluciendo por el fuego, fulmina con su mirada a la niña:
-¡Desgraciada!, ¡Por despreciar al dios!, ¿Me oyes desvergonzada? ¡Jamás esposa serás de ningún hombre!
-Desde pequeña, las sierpes limpiaron de cera mis oídos, por eso yo diré siempre la verdad -dice Casandra, con un leve sollozo, al alejarse.
Desde el fondo de la caverna se oye una voz profunda:
-Sabrás lo que es la guerra, pero no podrás vencerla, conocerás lo que es el amor y el odio, y no podrás separarlos, sembrarás de verdades el mundo, pero de esa semilla solo crecerá la indiferencia.

En un lejano amanecer después de muchas Lunas, se incorpora la Aurora de rosáceos dedos, y una ligera llovizna cae sobre el cáliz de fuego de la adivinadora. Ella recuerda la ceremonia de su iniciación y habla con las figuras inanimadas de la Casa de la diosa Palas:
-¡Ay de mí!, dicen que el dios Apolo, el flechador, no quiso mi cuerpo, que escupió en mi boca y que enloquecí. ¿Qué sabrán ellos?
Una lechuza grazna, Casandra muerde una hoja de laurel y abre sus ojos, alza los brazos al cielo, y exclama por sus labios lo que la diosa le sugiere:
-¡Ilion, la de encumbradas murallas! Ya veo cómo se acercan más de mil naves huecas. ¿No queréis oírme?, mis hermanos y sus familias van a perecer en la Gran guerra de los dioses, por el amor de una reina, la bella Helena, y por la furia de un guerrero, Aquiles, el de los pies ligeros. ¡Escuchad, que ya vienen!… ¿Locos, porqué os burláis?… ¿No hay nadie que quiera conocer los malos presagios, ni saber la verdad?… ¡Si calláis ahora que sea para siempre!…
El padre Sol se eleva sobre la roca sagrada y la adivina salmodia en voz baja:
-Los caballos de Poseidón galopan sobre las olas enrojecidas a la orilla del mar.

¿Te ha gustado esta entrada? Recibe en tu correo los nuevos comentarios que se publiquen.

29 comentarios

  1. 1. Cesar A. Martin dice:

    Enhorabuena Pepe, magnífica revisitación de la maldición de Cassandra. Te felicito por el dominio del lenguaje y del vocabulario, el estilo elaborado y la prosa densa te sumerge de cabeza en el mundo del relato. Tienes una imaginación desbordante, y lo más complicado, sabes plasmarlo. Y el más difícil todavía sin una sola “t”.
    Enhorabuena y un saludo.

    Escrito el 28 abril 2015 a las 14:59
  2. 2. Pikadili dice:

    Amo la tematica, las referencias a la mitologia y las palabras que usas. Bravo. Quizas, en algun momento me confundi en el dialogo de la bruja, algo condensado y con pocas pausas para mi gusto. Problemas de espacio. Pero has superado el reto dandole al relato el vocabulario que requiere, ademas de gran originalidad, te felicito.
    Buen trabajo!!

    Escrito el 28 abril 2015 a las 17:50
  3. 3. Margarita Graña dice:

    Magnífico la forma en que revisitas ese mito, usando el lenguaje apropiado pero sin que sea denso o difícil de entender. Me encantó que te afiliaras al no uso de la t, y estoy segura que no perdió riqueza tu relato por eso, por el contrario, me parece que te inspiró

    Escrito el 28 abril 2015 a las 19:04
  4. 4. mondregas dice:

    Buen dominio del lenguaje. La mitología griega me encanta, aunque es difícil no caer en estereotipos y tú lo consigues

    Escrito el 29 abril 2015 a las 10:15
  5. 5. beba dice:

    Hola, Illarguia:
    Como de costumbre, sólo aplaudirte. Buenísimo. Un tema fascinante, un estilo apropiado, una gran riqueza expresiva. Felicitaciones. Y gracias por comentar mi cuento.

    Escrito el 29 abril 2015 a las 18:37
  6. 6. Juana Medina dice:

    Hola Pepe:
    Me ha encantado. La forma de relaboración del mito, cómo has esquivado las T, y lo que dices. Hemos coincidido en algo: en algún punto también toco a Apolo el enamoradizo pero con la sibila de Cumas y no es más que un ejemplo en el relato. Si quieres pasarte por la maldición 70… tu comentario será bienvenido.
    Te felicito de corazón.
    Saludos

    Escrito el 29 abril 2015 a las 20:09
  7. 7. Silvia L. dice:

    Ay! Me encantaría que volvieran a emitir historias por la radio, porque serías el autor perfecto .Me pierdo un poco en el argumento, muy denso, pero me ha maravillado lo expresivo del texto. Chico,! eres un guionista!
    Gracias por este relato.

    Escrito el 29 abril 2015 a las 20:19
  8. 8. Adella Brac dice:

    ¡Oh! Me encanta la mitología 🙂
    No me ha parecido denso, sino absorbente. Y no he notado la ausencia de la “t” hasta que lo he visto comentado. Supongo que te daría bastantes quebraderos de cabeza, pero lo has resuelto a la perfección porque su falta no penaliza el relato.
    ¡Enhorabuena! Has hecho un gran trabajo.
    Un saludo.

    Escrito el 30 abril 2015 a las 11:37
  9. 9. PAULATREIDES dice:

    Me encanta todo lo que gira en torno a la mitología, y si es la griega mejor.
    Me ha parecido fascinante, lleno de vigor y energía.
    Otro texto que tengo que apuntarme para la construcción de diálogos.
    Fantásticos.

    Escrito el 30 abril 2015 a las 19:25
  10. 10. lunaclara dice:

    Guau, Pepe. Qué bueno! Esta muy bien escrito. Casi me imaginaba estar viendo una película.
    Felicidades!

    Escrito el 30 abril 2015 a las 21:10
  11. 11. ILLARGUIA dice:

    Muchas gracias a todos, por comentar. La verdadera dificultad de la ausencia de la letra infusa, es que te deja con una lateralidad vacía, como medio cuerpo fuera, o medio cerebro, pero por otra parte te obliga a trabajar la otra parte, la más oculta. En mi caso, no apunté todas las palabras que deseché por imposibles, pero sí recuerdo alguna: amante/concubina, serpientes/sierpes, gotas de sangre/perlas de sangre, se levanta/se incorpora. Pero la definitiva fue el hallazgo de Ilion para sustituir a Troya, la de altas/encumbradas murallas. Era como ir esquivando adversarios en un regate futbolero, un bello juego. Creo que no volveré, amigos de Lii-e-aw (como diría beba), a permitir que me ocurra lo que a Paul Sheldon, el personaje escritor de Misery, de S.King, ¿adivináis que pieza de acero se le cae de la máquina de escribir?, sí, la letra t/T.
    En cuanto al relato, debo confesar que la Ilíada es uno de mis libros de cabecera. No me costó demasiado escribir la primera parte: en una tarde imaginé una escena de iniciación entre Hécuba, la esposa del Rey Príamo, y su hija, aunque aquí me tomo la libertad de transformarla en madrastra de la joven Casandra. Como la historia se me quedaba corta, al día siguiente añadí la segunda parte, una Casandra convertida en pitonisa/adivina del templo/palacio de Atenea/Palas a la que por desgracia nadie cree. La frase final es de las que me siento más feliz. Solo por eso y por vuestros ánimos merece el esfuerzo.
    Un abrazo y a por el próximo reto de Iria.

    Escrito el 1 mayo 2015 a las 09:47
  12. 12. Servio Flores dice:

    Que buen relato!
    Un manejo del lenguaje exquisito, una trama que sumerge y una viveza en la acción que hasta se lee en technicolor.
    Quizá, aunque no me molestó a la hora dei leerlo, sea el uso dei los puntos suspensivos, luego la narración y volver con los puntos suspensivos a continuar el diálogo. Quizá pueda emplearse el uso del guión largo, solo es una sugerencia. Igual yo no cambiaría nada.
    Excelente trabajo, felicidades.

    Escrito el 1 mayo 2015 a las 14:36
  13. 13. grace05 dice:

    ¡Excelente relato! Me dejó boquiabierta. el manejo del lenguaje es exquisito, a pesar de no encontrar a la “señora T”, confieso que solo me di cuenta en los comentarios de los compañeros. Tu historia me sedujo de tal manera que pasé por alto el reto.
    ¡Te felicito!!!! Una maravilla
    Te invito a comentar 106

    Escrito el 1 mayo 2015 a las 20:27
  14. 14. KMarce dice:

    Saludos Illarguia, estoy ahora leyendo a quienes sigo. Y me he topado que es la tercera vez que te quiero comentar y no me acepta el comentario, porque olvido poner el correo :S
    Trataré de recordar que escribí antes. Me gustan mucho las historias de este tipo, me recuerdan a La Odisea que estoy releyendo por una escena en mi proyecto.
    Me ha gustado esa idea de la bruja con su maldición que terminará siendo una profesia.
    El relato, la idea, como se desarrolla, el ritmo, todo me parece muy bueno.
    Por ponerle una “pera” diría que el diálogo-monologo de la bruja me confundió un poco al usar guiones, uno entiende que cada guión es un interlocutor, no la misma persona; siendo un tanto denso. ¡Pero nunca como los griegos, con diálogos interminables!
    Me encantan esas historias, porque ellos escribian muy bien, poeticamente, con palabras rítmicas, elocuentes, frases muleta y repetitivas que creaban sónoridad, actualmente no se nos permite, debemos ser un tanto planos, sino se entiende que el texto quedó “rebuscado”, pero honestamente a mí me gusta ese tipo de lectura, esas frases que parecen nunca dichas, anologías, metáforas, pero ese tipo de lectura me es más atractivo que la palabra llana.
    Te felicito, esa frase final, también me ha gustado.
    Enhorabuena, nos leemos.

    Escrito el 1 mayo 2015 a las 23:42
  15. 15. Roger/NHICAP dice:

    Hola Pepe,
    Estupendo y sorprendente relato. Muestra un gran dominio de términos de la mitología griega, combinada con el mundo de la brujería, hechizos,etc,..Estrujas el lenguaje para deleitarnos con tu imaginativa historia. Te felicito, me ha gustado la expresividad que muestra el texto así como su originalidad.
    Un abrazo.

    Escrito el 2 mayo 2015 a las 07:20
  16. 16. ILLARGUIA dice:

    Gracias de nuevo a todos. KMarce, ya he arreglado, creo, en el blog lo del diálogo de la bruja; estaba tan absorto en la bruja que ni me di cuenta. Esa bruja parece sacada del comienzo de Macbeth, y la niña, como si se hubiera escapado de algún cuento (Gretel).
    Es cierto, KM, que nuestro lenguaje comparado al de los poetas griegos adolece de falta de sonoridad, Rubén Darío aparte (Ya suenan los claros clarines/Margarita está linda la mar y el viento), pero no hay que olvidar que era poesía, con una métrica repetitiva en las mismas sílabas, acompañado de un golpeo de un bastón, como un pie o un apoyo del ciego, lo que provocaría una especie de catarsis en el oyente. Luego, ese mismo ritmo lo volvemos a oír en los cantares de gestas, en el Mío Cid vemos las mismas sílabas acentuadas, 2ª y 5ª – cesura – 2ª y 5ª (¡Ya Çid, en buen hora çinxiestes espada!). En un ensayo de Nietzsche, leí hace poco que Homero es el representante de la poesía elegíaca, Hesíodo, su gran rival, el de la poesía didáctica. Es una época en la que todos los poetas son Homeros, o Hesíodos. No hay una línea clara de separación, ni un autor claro, por lo que a mí me gusta imaginar situaciones diferentes, o interpretaciones mitológicas en las que los Héroes y Semidioses son completamente humanos. Veo a Hércules limpiando literalmente los establos del Rey Augías.
    Como siempre, es un placer compartir.

    Escrito el 2 mayo 2015 a las 11:00
  17. 17. Peter Walley dice:

    Hola Illarguía,

    Un relato muy original, tanto en el contenido como en la forma. Me ha gustado el uso del lenguaje, sobre todo en la segunda parte de la historia, que es donde me ha parecido más uniforme y más a tono con lo que cuentas. Y le has dado una vuelta de tuerca a una historia bastante conocida, enhorabuena.

    Gracias por pasarte por mi historia, nos leemos por aquí.

    Escrito el 3 mayo 2015 a las 16:03
  18. 18. marazul dice:

    Solo decirte que me has transportado a otros mundos. Me has hecho soñar.
    ¡Qué lenguaje más rico!. Me encantan hasta los improperios que suelta la bruja. Enhorabuena por tu relato y también por conseguir el reto.
    Un saludo Pepe

    Escrito el 3 mayo 2015 a las 18:23
  19. 19. José Torma dice:

    Que tal tocayo?

    Gracias por tus palabras a mi relato.

    La manera como cuentas la historia (sin T), demuestra un amplio conocimiento del tema y gran talento para contarlo. Si es verdad que si no estas muy inmiscuido en la mitologia griega, te puedes quedar con cara de ¿que dijo?, pero das la suficiente informacion para que nos hagamos la idea.

    Muchas felicidades, por el relato y por cumplir el reto.

    Saludos.

    Escrito el 3 mayo 2015 a las 22:15
  20. Hola Illaguia:
    Gracias por el comentario de mi texto, esas cosas ayudan mucho. Tu relato es impresionante y me encantado. Además sin una sola “t”. Tienes una imaginación increíble y has hecho una historia de conjuros muy amena. Me ha enganchado.
    ¡Felicidades!

    Escrito el 4 mayo 2015 a las 16:13
  21. 21. R. Andrés Navarro dice:

    Sin lugar a dudas te metes en la pluma de Homero para escribir el relaTo. Te ha faltado poner alguna frase que otra en griego y alguna relación sexual de Zeus por aquí o por allá
    En cuanto a la forma, imagino que llevas escribiendo más que yo así que poco más que mi opinión te puedo dar. Personalmente me he perdido un poco con la bruja también, que de repente se le va la cabeza porque la muchacha se acobarda y le coge una ojeriza tremenda.
    Mucho ánimo y nos leemos!

    Escrito el 4 mayo 2015 a las 18:19
  22. Vaya, Pepe. Toda una epopeya. Muy bien usado el vocabulario y tu forma de reflejar la maldición de Casandra. Con lo que me gustan las leyendas, a mi me has atrapado.
    Solo encuentro una cosa que podías corregir y es el uso de las mayúsculas en algunos casos. Entiendo que Sol y Aurora hacen referencia a algo más que fenómenos o estrellas, pero cuando dices: Luna Llena, Casa de la diosa Palas y Gran guerra, creo que puedes prescindir de ellas o, en el caso de Gran guerra, poner las dos palabras con mayúscula.
    Es mi opinión, claro, y muchas veces el lector no termina de ver la intencionalidad del autor.
    En cualquier caso, muy buen trabajo.

    Escrito el 5 mayo 2015 a las 10:17
  23. 23. illarguia dice:

    Gracias amigos, por los amables comentarios.
    R.Andrés, no creas, cuando uno se documenta, el episodio de Apolo “escupiendo en la boca” de Casandra es de lo más sospechoso, No sabría, con los elementos de los que disponemos, si no estaríamos asistiendo a la primera “felación” narrada por los expertos mitógrafos. El elemento sexual inunda la primera parte del relato “cuando el novio, engalanado como un dios, pase por el umbral, lo acogerás en el lecho perfumado de angélicas y rosas…” Hay que recordar que la prostitución era un rito de obligado cumplimiento para las jóvenes antes de acudir al matrimonio. Era una época de absoluto dominio de la mujer en una sociedad matriarcal. Ni siquiera el hombre podía reclamar el derecho de paternidad, unos nacían de Zeus, o de Apolo, según el templo en el que se celebraban las bacanales, o nacían del propio viento que dejaba su simiente en los cuartos traseros de la mujer.
    La guerra de Troya cambia el orden establecido, la mujer, Helena, tiene que volver al lado de su marido Menelao.
    Aurora, compañera tuitera, también me di cuenta, Llena y Gran guerra chirrían, no tardaré en cambiarlas en el blog. Casa, porque no podía Templo, y Palacio chocaba con Palas.
    Un abrazo.

    Escrito el 5 mayo 2015 a las 17:58
  24. 24. Iracunda Smith dice:

    ¡Enorme! Me ha encatado.
    A estas alturas de los comentarios ya no hará falta decir que tienes un gran dominio de la escritura.
    Te diré que me has despertado curiosidad por la historia de Casandra y que me pongo a buscar información en internet ya.

    Gracias por este relato.

    Un abrazo, ¡nos leemos!

    Escrito el 7 mayo 2015 a las 20:53
  25. 25. Mª Carme Bureu dice:

    Hola Pepe.
    Pase por tu relato me pareció muy bueno y un buen dominio del lenguaje.
    Me transporto a un país de hechicería; cavernas, mandrágoras.
    Buena imaginación.
    Gracias por haberte pasado por mi relato.
    Nos leemos.
    Un saludo.

    Escrito el 10 mayo 2015 a las 15:52
  26. 26. Leonardo Ossa dice:

    Hola. Muchas gracias por comentar mi relato. He leído el suyo y de inmediato pienso en lo que me he estado perdiendo por no tener el tiempo suficiente de leer todos los autores que escriben en Literautas.
    Los diálogos que usted hace son muy dinámicos, facilitan mucho la formación de una imagen mental de lo que va ocurriendo.
    ¡Felicitaciones! Deberé visitar sus próximos escritos.
    Saludos.

    Escrito el 11 mayo 2015 a las 03:31
  27. 28. Dante dice:

    Pepe: tarde pero seguro, tal como prometí vengo a comentar tu relato.

    Me sumo a los elogios de los compañeros. Tal como lo plantea SilviaL, este texto sería perfecto para la radio. Cuando leí que la bruja dice “Zas”, me pareció aún más apto para ser leído en voz alta que para ser simplemente leído. En uno u otro caso, se trata de gratificantes experiencias muy recomendables.

    Se nota, y es elogiable, tu conocimiento del tema y/o que te has documentado adecuadamente, dado que en un mismo texto, dosificaste bien la información y colocaste las dos versiones sobre el origen del don de Casandra: el de las serpientes cuando era niña y el escupitajo de Apolo. En cuanto al vocabulario, la riqueza expresiva y el buen ritmo de la narración, creo que ya está todo dicho por los compañeros y para evitar reiteraciones innecesarias cabe remitirse a ellos.

    Sin embargo, quisiera realizar algunas observaciones. La primera de ellas es muy subjetiva. De la colorida e interesante descripción y narración (diálogos incluidos) que se hace de la bruja, a mí, personalmente me viene a la mente una imagen más de literatura fantástica ambientada en la Edad Media. Tal vez apoye esta conjetura subjetiva un nimio dato objetivo: el narrador nos dice que la bruja rebusca algo en los bolsillos de sus faldones. La alusión a los faldones y a bolsillos me hace pensar en una vestimenta más propia de otra época. Aunque debo reconocer mi ignorancia en el tema, por asociación o por ciertas ideas generales que podrían provenir de esculturas y pinturas parecería que esa vestimenta no se usaba en esa época antigua.

    El segundo aspecto, también muy subjetivo, está en el nombre de la bruja. Siento que no encajaría del todo, y más con la grafía “ks” (Aleksia en lugar de Alexia), que me hace pensar más en un nombre eslavo que en uno griego antiguo (ya que al haber reversionado el mito de Casandra, uno tendería a pensar que la historia se ambienta en la “Grecia” -si así puede llamársele- antigua).

    El tercer aspecto es cronológico. Aunque puede que esté equivocado y tal vez me haga falta una aclaración. Al principio la bruja exclama “¡Por las barbas de Zeus y de Isis venerada!. Por lo que tengo entendido, Isis era una diosa egipcia (si mal no recuerdo, su nombre egipcio era Ast) cuyo culto se extendió por el mundo grecorromano a partir del siglo III a. C. El relato, según parece, se ambienta en una época próxima pero anterior a la Guerra de Troya, puesto que al final Casandra profetiza acerca de Ilión (otro nombre de Troya) y le augura la desgracia de la guerra. Si bien la historicidad de la Guerra de Troya es materia discutida que ha dado pie a muchas conjeturas, varias teorías situarían el fin de Troya (y eventualmente, la guerra) cerca del 1.250 a.C. Con lo cual, si estos datos fueran correctos, existiría una cierta incoherencia argumental entre la referencia a “Isis venerada” (lo que supone que ya se le estaba dando culto) que fue conocida y reconocida como diosa en el mundo grecorromano recién en el siglo III a.C. por parte de alguien que vive y actúa aproximadamente en el siglo XII a.C., y esa alusión no es una alusión profética sino una invocación cuasi blasfema, o por lo menos, que importa tomar en vano el nombre de esos dioses (sin perjuicio de que ese es uno de los Diez Mandamientos, su formulación podría ser aplicable al caso). Esa discordancia temporal le resta verosimilitud a un relato que, apreciado globalmente, la tendría asegurada.

    El cuarto aspecto que me parece podría aclararse o reemplazarse es que se alude a Casandra como “niña”, cuando los dichos de la bruja darían a entender que ya es, por lo menos, adolescente. En efecto, se refiere a un enamorado, a que será aprendiz de sibila, etc. Además, Casandra misma recuerda su niñez contando el episodio que vivió de pequeña con las serpientes, lo que sin ser concluyente, autorizaría a pensar que ella misma se sitúa fuera de la niñez.

    Más allá de estas observaciones, muchas de las cuales son sólo subjetivas y otras parten de datos que puede que no tenga muy claros, resalto nuevamente que se trata de un relato excelente. En este sentido, y creo que esto no fue dicho, destaco como muy positivo el que hayas decidido narrar la historia en presente, lo que al menos en mi experiencia como lector y como autor, no suele ser tan común como los relatos en pasado. Asimismo, la coherencia de los tiempos verbales es impecable, porque el pasado y el futuro sólo aparecen en los diálogos a modo de referencia o vinculación con hechos pasados o futuros. De todos modos, la opción de relatar en presente y esa coherencia impecable en casi todo el texto, en mi opinión se resiente un poco al final, dado que el narrador venía relatando en presente y luego empalma el final contando lo que sucedió “Después de muchas lunas”. Ese “Después de muchas lunas” coloca un intervalo temporal que, a mi criterio (muy subjetivo y discutible, por cierto), “rompe” el tiempo presente.

    En lo demás, la estructura es muy sólida y no merece ninguna observación sino elogios, y en particular me atrajo del modo en que contaste la historia, que el hilo conductor pasa mayormente a través de los diálogos. Se tornó muy dinámica y las acotaciones o narraciones del -valga la redundancia- narrador están correctamente dosificadas e incluidas de modo contextualmente muy pertinente. Asimismo, y sin perjuicio de las observaciones anteriores (la mayoría sólo subjetivas), están muy bien construidos los personajes de la bruja y de Casandra, lo que influye de modo determinante en la construcción de los diálogos y el desarrollo de la historia.

    En conclusión, la historia me ha gustado y en términos generales me ha parecido muy rica en forma y contenido, y creo que corresponde finalizar felicitándote por tu creatividad.

    Saludos.

    Escrito el 29 mayo 2015 a las 01:19
  28. 29. ILLARGUIA dice:

    Muchas gracias, Dante, me siento halagado por tan excelente comentario, aunque discrepo, para eso estamos, en algún punto.
    La bruja Aleksia, también podía llamarla Adrastea, Urania, o Heraklia, pero Alejandro era el sobrenombre de Paris, en Troya, y Alexandros era uno de los epítetos de la diosa Hera.
    Troya es un enclave situado en la actual Turquía, entre dos continentes, el estrecho Dardanelos, y era un punto obligado para el comercio de Asia.
    Si hacemos caso a Apuleyo, en su Asno de oro, Isis era venerada en Troya, con el nombre de Pesinuntica, en otros sitios es conocida como Mierva, Venus, Proserpina, Hécate, Ranusia, Bellona, pero su verdadero nombre es Madre Isis. En efecto no deja de ser blasfemo, por cuanto el invasor es Zeus, y la diosa blanca queda relegada por su hijo Apolo. Es como si nosotros jurásemos en hebreo, o en arameo: ¡por las barbas de Sennaquerib!
    El tema de las serpientes, ya era muy conocido, en la antigüedad. Por un error de interpretación suponen los hagiógrafos que Hércules desde su cuna las estrangula, cuando lo que hacen es lmpiar de cera sus oídos, y proporcionar el don profético.
    “Después de muchas Lunas” creo que es un acierto, la limitación de la letra prohibida, obliga a hacer ciertas perífrasis en el lenguaje. Hay que separar los dos episodios y no quiero mencionar la palabra “año”, ni se puede nombrar a Atenea. Casandra en su locura no tiene un interlocutor válido, habla con las imágenes del templo.
    Para viajar en el tiempo, no hay mejor vehículo que el de la Fantasía.
    Creo que comentarios como el tuyo son muy entretenidos y altamente instructtivos. Un aplauso.

    Escrito el 30 mayo 2015 a las 11:09

Deja un comentario:

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.