Cookie MonsterEsta web utiliza cookies. Si sigues navegando, entendemos que aceptas las condiciones de uso.

Do you speak english?

¿If you prefer, you can visit the Literautas site in english?

Apuntes, tutoriales, ejercicios, reflexiones y recursos sobre escritura o el arte de contar historias

<< Volver a la lista de textos

Abandonado - por Roberth D. Walt

Desperté. Estaba tirado en el suelo. Me quedé ahí, esperando a que viniesen a moverme, pero tardaban mucho… ayer me había caído de la bicicleta y me había golpeado la cabeza contra el bordillo de la calle, ahora estaba apoyado contra la pared de una casa vieja y destartalada, probablemente alguien me trajo hasta aquí.

Llueve. Me mojo. Nadie ha venido a por mí en todo el día. Soy como la casa que tengo a mis espaldas, como su jardín, como todo a mí alrededor… un abandonado.

Soy un juguete perdido y olvidado.

¿Te ha gustado esta entrada? Recibe en tu correo los nuevos comentarios que se publiquen.

5 comentarios

  1. 1. grace05 dice:

    ¡Bellisimo!!! Las reflexiones de un juguete perdido. Tal su dueño también sufre por no saber dónde lo perdió….
    Hermoso tu texto y muy bien escrito. El giro final sorprende y conmueve.
    ¡Excelente relato!!! ¡Te felicito!!!
    Te invito a comentar 22

    Escrito el 28 junio 2015 a las 17:51
  2. 2. Luis Ponce dice:

    Roberth:
    La ambientación me parece interesante, el detalle de la lluvia, y el abandono, abundan en el misterio del relato. Hasta ahí todo bien.
    Pero: “Desperté. Estaba tirado en el suelo.”
    “Ahora estaba apoyado contra la pared de una casa …”
    Y luego: “Posiblemente alguien me trajo hasta aquí” …
    “Nadie ha venido por mí todo el día” ….
    El lector quiere tener los elementos de juicio suficientes para de ahí hacer su versión, pero creo que en esta caso esos elementos son ambivalentes, lo que a mi personalmente me ha creado una confusión.
    Es una apreciación personal, pero todos tenemos nuestro punto de vista y no siempre es el correcto. Los relatos siempre se prestan a la interpretación personal, por eso es que cuando se hace una película de un libro, mucha gente se sorprende de que su versión personal sea tan diferente a la del argumentista o del director. Son puntos de vista personales, que hacen que podamos seguir escribiendo porque el criterio sobre una obra puede variar de lector a lector.
    Saludos, te estaré leyendo.

    Escrito el 30 junio 2015 a las 19:13
  3. 3. beba dice:

    Hola, Roberth:
    Me pareció espléndido,original y tierno. Estructurado en forma correcta. Buen vocabulario, ortografía y sintaxis correctas.
    Te felicito.

    Escrito el 3 julio 2015 a las 02:51
  4. 4. José Torma dice:

    Que tal Robert.

    Yo culpo a Walt Disney de que ahora pensemos en los juguetes como seres vivos jaja.

    Tu relato a mi me gusto. Comparto hasta cierto grado lo que te comenta Luis y me gustaria agregar que tal vez fueras mas contundente si separaras las frases con punto y aparte.

    De cualquier manera me imagine a mi Henruchito olvidado.

    Felicidades.

    Escrito el 8 julio 2015 a las 18:14
  5. 5. KMarce dice:

    Saludos Roberth:

    que tristisímo tu relato. Se me parte el corazón pensando en los juguetes olvidados. Yo perdí un osito a mis seis años, lo metí por la ventana de la nueva casa a donde nos mudariamos, pero no podiamos ingresar a ella, y se me cayó cuando le dije: mira este será nuestro cuarto… Era un panda y lo lloré por semanas, pensando que se había quedado solito en una casa desconocida… cosas de niños que sigo arrastrando hasta mi adultez, porque sigo pensando que de alguna forma debo tratarlos con respeto como si tuvieran vida propia, sin moverse, como las plantas.
    Así que JoseT, culpa o no de Disney, me encanta pensar que exista un mundo mágico o paralelo en donde ellos viven su propio Toy Story (que es de Pixar por cierto).

    Escrito el 16 julio 2015 a las 18:19

Deja un comentario:

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.